Un joven, sorprendido conduciendo con una rodilla mientras se lía un cigarro en Málaga

Agentes del Grupo de Investigación de Accidentes y Atestados (GIAA) de la Policía Local de Málaga, a raíz de una investigación llevada a cabo por policías locales especializados en el rastreo de fuentes abiertas de Internet y redes sociales, han atribuido a un individuo, vecino de Málaga y de 23 años, la presunta autoría de un delito contra la seguridad vial por conducir un vehículo a motor de forma manifiestamente temeraria, poniendo en concreto peligro a los usuarios que transitaban por la vía.

La investigación se inició dentro del operativo denominado VisualTraffic, que se viene desarrollando por la Policía Local de Málaga con el objetivo de detectar conductas contrarias a las normas de tráfico, para, con ello, reforzar la vigilancia de la seguridad vial, a raíz de dos vídeos grabados y subidos el pasado 10 de octubre a su cuenta de Instagram por el copiloto, que también cuenta con 23 años.



Ciberpatrullaje

En el primer vídeo captado a través del ciberpatrullaje se puede ver como el copiloto dirige la cámara hacia una sustancia que por su textura y color parece estupefaciente, concretamente, hachís, tras lo que se centra en el conductor del vehículo, apreciándose que no lleva puesto el cinturón de seguridad y manipula con ambas manos una mezcla de tabaco con la sustancia, al mismo tiempo que conduce utilizando su pierna izquierda, algo por encima de la rodilla, para mover el volante.

Con esta acción pone en evidente peligro tanto la integridad de ambos ocupantes como la del resto de usuarios que circulaba en esos momentos por la vía, transcurriendo los hechos desde la avenida de Guerrero Strachan hasta el túnel de Monte Dorado, recorriendo una distancia aproximada de 1,1 kilómetros, según ha informado la Policía Local a través de un comunicado.

El segundo vídeo captado es una continuación de las imágenes anteriores, filmadas igualmente por el copiloto, pudiendo observarse como el conductor vierte la sustancia ya mezclada sobre un papel para terminar de hacerse el cigarrillo, realizando nuevamente toda la maniobra sin las manos en el volante, que seguía manejando con su pierna.

Los hechos sucedieron en una vía con límite de velocidad de 120 kilómetros/horas, concretamente la autovía A-7 dirección Este, a la altura del kilómetro 244, justo después de la salida de El Limonar, apreciándose en las imágenes una gran cantidad de vehículos circulando por la misma.

Tras el análisis de las diferentes pesquisas, los policías locales lograron averiguar las identidades tanto del conductor como de su acompañante, así como la marca y modelo del turismo.

Todo lo investigado fue remitido al Grupo de Investigación de Accidentes y Atestados (GIAA) de la Policía Local de Málaga, para su tramitación judicial, cuyos agentes contactaron con el conductor, que se personó el pasado martes 10 de noviembre en las dependencias, donde se le leyeron los derechos como investigado no detenido por la comisión de un delito contra la seguridad vial por conducir un vehículo a motor de forma manifiestamente temeraria, siendo el atestado remitido a la autoridad judicial.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: