Sor Mercedes: «En la Residencia de las Hermanitas de los Pobres hemos pasado momentos muy difíciles»

Sor Mercedes, la madre superiora de la Residencia de las Hermanitas de los Pobres de Ronda, lleva trabajando como religiosa al servicio de los demás más de 43 años. Ha recorrido diferentes rincones de España durante sus destinos en Vic, Cáceres, en Madrid, Puerto de Santa María, Jaén, Sevilla, etc. Ahora lleva cuatro años en la Ciudad del Tajo.

Durante todo este tiempo se ha encontrado con situaciones difíciles y complicadas, a las que ha dado respuesta con toda su fe. Pero nunca había pensado que se tendría que enfrentar a una pandemia, a un virus, que además de llevarse la vida de 13 personas mayores, ha roto la armonía de una residencia que era un lugar de paz y sosiego.

-¿Cómo ha vivido esta situación de pandemia en la Residencia?

Muy regular. Muy regular porque nos hemos visto un poco agobiadas. Y es nos ha cogido de sorpresa; bueno, de sorpresa y no sorpresa porque sabíamos que el virus estaba, pero como aquí en casa estábamos tan resguardados que esto parecía una burbuja; hasta que se rompió.

Sabiendo que esto es como una familia, ¿Suponemos que tanto residentes como religiosas han acogido con gran pena la pérdida de los 13 usuarios que han fallecido?

Pues la verdad es que sí. Algunos estaban muy mayores y acabaditos y por causa del virus se los ha llevado, pero había tres o cuatro que no esperábamos su fallecimiento. Hemos pasado momentos muy difíciles.

-Gracias a Dios ahora está todo más tranquilo en la Residencia…

Sí estamos muy tranquilos, pero aún tenemos a los residentes aislados en sus habitaciones, donde incluso comen. Entre ellos se relacionan cuando se encuentran de paso, pero todo lo demás se hace en sus habitaciones.

-¿Cómo están económicamente?

Económicamente mal. Mal porque las hermanitas no pueden salir. Nosotras vivimos de la providencia y ahora, con 13 ancianos menos contamos con 13 pensiones menos. Aunque son pequeñas, eran una ayuda.

-Cuántos residentes y trabajadores tienen ahora?

Pues tenemos 45 residentes y 41 trabajadores, a los que también hay que pagarles sus sueldos.

-¿Cómo se ha portado la ciudad de Ronda durante esta crisis con la Residencia?

Muy bien; cuando se ha realizado algún pedido, así como alguna necesidad, Ronda responde; a lo mejor no tanto económicamente, pero cuando es cosa material sí. Tanto en alimentación, de higiene, todas estas cosas sí, nos han respondido muy bien. También la alcaldesa, Maripaz, cuando le hemos pedido algo siempre nos ha respondido.

-Y, ¿Cuál es su deseo de cara al futuro?

De cara al fututo que podamos marchar como íbamos antes, y que las hermanitas puedan salir a pedir, porque si no la casa no tira. Nosotros no tenemos subvenciones públicas y vivimos de la limosna y del 85% de las pensiones de los ancianos que son pensiones mínimas, es decir que más de 600 o 700 euros no tenemos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: