Moreno ensalza la “calma” de PP y Cs en Andalucía

El presidente de la Junta, Juanma Moreno, abogó ayer por “pasar página” al episodio “turbulento” que viven PP y Ciudadanos a nivel nacional y destacó la “calma afortunada y positiva” que vive Andalucía gracias a un Gobierno estable. “Cualquier obra por pequeña que sea si no se construye con buenos materiales y cimientos sólidos se cae, y los andaluces deben saber que la estabilidad, la seguridad y la confianza están fuertes y sólidas en Andalucía”, dijo ayer durante un acto en Palos de la Frontera donde estuvo acompañado del vicepresidente del Ejecutivo y líder andaluz de Ciudadanos, Juan Marín.

Moreno aseguró que “desde la calma, desde la propia estabilidad en la que trabajamos a diario, y desde la certeza es de donde se construye el futuro”. También dedicó buenas palabras al número dos de su Gobierno, a quien calificó de “amigo y compañero” poco después de que se hicieran públicas las primeras informaciones sobre el acuerdo alcanzado por el presidente de la Región de Murcia, el popular Fernando López Miras, para incluir a tres diputados díscolos de Ciudadanos a su Gobierno, ya que la dirección naranja en la comundiad vecina había presentado una moción de censura contra su ex aliado con el apoyo del PSOE.



Marín, que estuvo con Moreno en Palos, admitió no tener mucha información sobre la situación en Murcia, pero explicó que pediría una reunión de la Ejecutiva de Ciudadanos para “evaluar” la situación. Marín reconoció que los diputados murcianos, incluidos los tres arrepentidos, habían firmado la moción de censura.

Desde el entorno del vicepresidente de la Junta garantizan que la postura del líder naranja no tiene previsto reclamar en esta reunión, que se celebrará el lunes, la dimisión de Inés Arrimadas como responsable de esta maniobra política que va camino de malograrse del todo. No obstante, la intención es pedir responsabilidades a algunos miembros de la cúpula. Uno de los señalados es el vicesecretario general de la formacion, Carlos Cuadrado.

Antes de acudir con el presidente a Palos de la Frontera, Juan Marín compartió un acto con la consejera de Igualdad y diputada onubense de Ciudadanos, Rocío Ruiz. La dirigente naranja, que podría disputar al vicepresidente el liderazgo del partido en las primarias que se convoquen para elegir al candidato a la Junta, se pronunció por la tarde en Twitter para apoyar a la dirección de Inés Arrimadas. “Nadie dijo que el camino correcto fuera el más fácil”, escribió Ruiz en un mensaje en el que recordó que Cs “incompatible con cualquier tipo de corrupción”, algo que “tienen claro” según Ruiz la presidenta del partido, Inés Arrimadas, y su portavoz, Edmundo Bal.

Ruiz es más cercana al giro al centro impulsado por Arrimadas desde su llegada a la presidencia tras la dimisión de Albert Rivera, y, recientemente, se mostró favorable a la posibidlidad de alcanzar pactos tanto con el PSOE como con el PP. La titular de Igualdad ha insistido en varias ocasiones en los últimos días que la corrupción es una línea roja para ella y su partido ha calificado de corrupción el viraje de sus compañeros para acabar cimentando al Gobierno de López Miras contra la voluntad de la dirección naranja.

No obstante, la posibilidad de una ruptura en Ciudadanos Andalucía homóloga a la de la comunidad vecina es, ahora mismo, una quimera. La propia Arrimadas garantizó a Moreno en plena la vorágine del pasado miércoles que no tenía intención de imitar la situación de Murcia. El hecho diferencial andaluz radica en que Cs propició en la región un cambio respecto a los 37 años de gobiernos socialistas, algo que no hizo ni en Murcia, ni en Madrid, ni en Castilla y León, donde el PP está en el poder desde hace décadas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: