Los platos típicos de Cantabria

Cantabria es una comunidad autónoma con una gran tradición gastronómica a sus espaldas, entre sus platos típicos hay auténticas joyas que no podemos dejar escapar. La riqueza de esta cocina nace de una materia prima de lujo que se funde perfectamente en un paisaje increíble. Todos estos platos poseen una historia que los ha hecho conocidos y cocinados por todo el país. En ningún otro lugar fuera de Cantabria se pueden disfrutar en estado tan puro. Si quieres saber cuáles son los platos más típicos de Cantabria, toma nota de esta lista. Puede que alguno sea conocido, pero otros, son pequeñas joyas que merece la pena cocinar en cualquier momento.

Estos son los platos típicos de Cantabria

Unas rabas de Cantabria con una caña son una experiencia que impresiona. Esta tapa es una de las más comunes en todos los restaurantes de esta comunidad autónoma. Podemos disfrutarla en cualquier bar o restaurante, unos calamares a la romana un poco distintos. Si son de kilometro 0, es decir, del mar a la mesa, es otro nivel. Sin duda es un plato espectacular que debe probarse.

El cocido montañés es un símbolo cántabro. Este plato de cuchara es capaz de hacer saltar más de una lágrima los días más fríos del otoño o invierno. Merece la pena disfrutarse como plato único con un pan de pueblo. Lleva de todo, carnes, legumbres, patata, caldo, imposible resistirse a este plato si lo vemos en algún restaurante de Cantabria. Hay que probarlo in situ para conocer lo mejor de esta tierra.

Las anchoas elaboradas de forma artesanal. Una visita a Cantabria debe ir acompañada de una tapa de anchoas. Es imposible resistirse a este producto artesanal con denominación de origen. Si queremos hacer feliz a un amante de la cocina hacerse con unas latas o conservas de este elemento es casi una obligación. Se pueden comprar online o en tiendas físicas, si están hechas en Cantabria hay que pedirlas y disfrutarlas en casa.

Los postres pasiegos son una maravilla. Acabar una comida con un sobao o quesada es lo máximo en Cantabria. De sus campos nace la mejor materia prima que se pueden obtener, leches y mantequillas de lujo que acaban siendo el ingrediente principal de estos postres. Hacerlos con leche cántabra o disfrutarlos en origen es una auténtica maravilla que nos podemos permitir.

El queso de Cantabria es uno de los alimentos más típicos. No es una receta, pero puede serlo, hacerse con un buen queso para acompañar un vino nacional es un pequeño placer fácil de preparar. Como base de una cena de tapas, alguno de los quesos del Valle de Liébana o el queso de Bejes-Tresviso, muy intenso, pero delicioso. Cantabria tiene buenos pastos que ofrecen esta materia prima de excepción. Son expertos en elaborar con la mejor leche, un producto espectacular.

Estos son algunos de los platos típicos que podemos disfrutar en Cantabria o desde casa. Consumiendo productos nacionales ayudamos a la economía del país, todo lo producido en Cantabria o en cualquier comunidad autónoma debe ser bienvenido a una mesa que necesita ayudarse entre sí.

 

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: