Arriate se concentra para reclamar mejoras en la atención primaria

Alrededor de 300 arriateños se manifestaron el sábado en relación con las visitas clínicas y el apoyo de la facultad de bienestar

La pandemia ha trastornado la consideración esencial. En Arriate, los pacientes se quejan de que nadie recibe el teléfono cuando llaman a su comunidad de bienestar, que necesitan confiar en que las semanas tendrán un arreglo clínico y que los expertos sólo los observan por teléfono, sin embargo no los visitan. Cerca de 300 residentes acumularon en el exterior de la instalación cercana el sábado para exigir visitas clínicas ojo a ojo y un apoyo del personal de bienestar. La disidencia, en la que se acordaron todos los esfuerzos de seguridad, fue convocada por la gente y sirvió para mostrar la decepción general con las administraciones de bienestar.

“En cuanto a los temas que están haciendo tambalear al estado de asistencia gubernamental, los individuos de Arriate se preparan”, dijo un emocionado Alejandro Serrato, representante de Adelante Andalucía, la reunión que dirigió el encuentro. Como él quiere pensar, la consideración esencial está siendo una catástrofe en toda Andalucía, por lo que no han tenido otra opción real que ordenar un surtido de marcas. Los registros han sido dispersados a todas las fundaciones del distrito y están accesibles a la gente en general desde este martes. Con estas marcas, se trata de solicitar la atención, que es lo que preocupa a los pacientes en general. “Vamos a exigir una reunión con la cita de Salud y, si no hay reacción en siete días, hemos optado por cerrar el lugar de bienestar”, dijo Serrato.

A la preparación acudieron personas de Adelante Andalucía, Izquierda Unida y el PSOE, entre ellas el presidente cívico, Francisco Javier Anet. Banderas con lemas como “Consultorio abierto ya” o “Por una atención presencial” adornaban los divisores exteriores del foco clínico del Arriaga. Los habitantes, con sus fundas individuales, se desplegaron a lo largo del camino para mantener una separación protegida. La asociación, en ese momento, dio la bienvenida a los presentes para hablar. El primero en hacerlo fue Alejandro Serrato de Adelante Andalucía, quien les dio la bienvenida para que siguieran poniendo expectativas si la circunstancia no mejoraba a la vista de que “el bienestar es un bien de todos”. El alcalde en ese momento se dirigió a todos y les comunicó su ayuda para el inicio del medio. Anet declaró que los movimientos habían sido respaldados y que el Ayuntamiento había comunicado a la Consejería de Sanidad que no comprendían por qué “todas las organizaciones están abiertas, aparte de la instalación, que es la más fundamental”.

“La Sanidad Pública es un estandarte de todos”, recordó el escritor Fran Serrato, quien durante su intercesión instó a reivindicarla unida, sin colores, ya que todos los vecinos están influenciados por las figuras que ilustró a continuación, entre ellas los más de 110 días que los andaluces deben aguantar para ser visitados por un profesional. También aludió a los cortes de bienestar durante la emergencia, que siguen influyendo en el marco, ya que numerosas posiciones no han sido suplantadas: “Los expertos necesitan más activos. En la actualidad, se ocupan de su responsabilidad admirablemente bien. Otro vecino cerró la ocasión repasando la historia que contó un vecino de Alcalá del Valle durante el congreso sobre Salud Pública en Ronda. Este socio le garantizó que, en el caso de que tuvieran que asumir el control de la administración del bienestar, todo el pueblo se amotinaría. Solicitó a los vecinos de Arriaga que prosiguieran con su lucha y pidió a los agentes políticos que dirigieran los combates.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: